¿Cómo administrar mi dinero para que rinda para el anillo y la boda?

Si te has preguntado: ¿Cómo administrar mi dinero? Y ahora que estás a punto de pedirle matrimonio te preocupa mucho lo que puedas gastar en todo el proceso, y no dejas de darle vueltas a esta pregunta, intentando encontrar una buena solución. Antes que nada, me gustaría dejar en claro que las bodas no deben basarse en qué tan grande es el salón o qué tan lujoso es el vestido que utiliza la novia, sino en la relación que la pareja tiene y el compromiso que quieren hacer para mantenerse juntos durante toda la vida. Ahora bien, teniendo en cuenta esto, comenzaré con unas sugerencias para que compres el anillo de compromiso.

He leído que lo normal para comprar un anillo de esta clase requiere una inversión superior a dos meses de salario completo. Está bien que, si ganas bien y no tienes problema con ello, le regales un anillo así a tu novia. Pero, si no tienes el dinero, ¿para qué te metes en broncas? Aquí hay unas sugerencias para que le regales un buen anillo sin gastar tanto.

Lo primero que te sugeriría es dirigirte a joyerías que son más pequeñas que las que se anuncian por la televisión y en grandes anuncios, pues pueden ser de igual o mayor calidad, y tener precios mucho más accesibles. Incluso, la variedad puede ser un poco más diversa, y será difícil que tu novia encuentre un anillo igual si va a los centros para investigar en dónde lo compraste.

Yo sé que esta opción suena muy tentadora, pero antes de ir a ver las joyerías más pequeñas, te recomiendo que termines de leer las otras opciones, que también te pueden ser útiles y pueden salir incluso más accesibles de precio.

La segunda opción que encontré fue comprar uno de segunda mano. Yo sé que no es la idea más romántica del mundo, pero si Lara Stone y Kate Moss lo hicieron sin problema, no veo por qué mi chica no habría de aceptarlo. Aparte, es muy poco materialista, por lo que un anillo de ese tipo no le parecerá mal.

Las tiendas de artículos vintage y de segunda mano son los mejores lugares para encontrarse con pequeños tesoros de segunda mano. De hecho, hace unos días fui a una y encontré uno que me pareció muy bonito y a un precio no demasiado elevado. Como sea, siempre es recomendable que te den el certificado de autenticidad, si es que dicen que es una joya valiosa. Verifícalo antes de comprarlo.

En tercer lugar, podrías escribir a alguna persona de tu familia, de manera que, si tiene alguna reliquia familiar o algún anillo que quiera donar a la causa, puedas dar a tu pareja un anillo heredado. A veces, los anillos heredados tienen un valor sentimental que se aprecia más que cualquier valor material que pueda tener. Si es un anillo que alguien quería mucho y tu novia es la que lo tendrá, lo más seguro es que se emocione mucho.

Por otro lado, el Internet también podría contar como una opción pues hay páginas en donde puedes conseguir buenas cosas por precios mucho más baratos. Sin embargo, lo mejor que podrías hacer en ese caso es leer con detenimiento las opiniones que hay del vendedor y preguntar qué garantías da, pues si vas a comprobar su autenticidad y resulta que te vendió cristal cortado por diamante, al menos, debería regresarte tu dinero.

Estoy emocionado y ya les diré qué me dice mi novia. Espero que se animen y que todos podamos encontrar un anillo que sea adecuado para nuestras parejas. Felicidades y gracias por leerme.